Potaje de alubias pintas y garbanzos de ‘la abuela’

potaje de alubias pintas y garbanzos

Uno de esos potajes que en estas épocas del año entra de maravilla. Un clásico potaje de alubias pintas y garbanzos de ‘la abuela’, de esos que recordamos toda la vida que nos ponían en la mesa cuando apretaba el frío.

Es de esas recetas que, mientras más cosas le echas a la olla, mejor está. Aun así vamos a poneros los ingredientes para 4 personas.

  • 250 gramos de garbanzos
  • 250 gramos de alubias pintas
  • 2 zanahorias
  • 2 tomates maduros
  • 80 gramos de calabaza
  • 5 patatas pequeñas
  • una cebolla mediana
  • un chorizo
  • una morcilla asturiana
  • un trozo de panceta
  • 5 dientes de ajo
  • una cucharada de pimentón dulce
  • dos rebanadas de pan reseso
  • comino
  • pimienta negra
  • 2 hojas de laurel
  • aceite
  • sal
  • azúcar

IMG_20160216_233115-1

Ni que decir tiene que lo primero que debemos de hacer es dejar a remojo la noche anterior tanto los garbanzos como las alubias pintas. Van a aumentar el tamaño, con lo cual ir cogiendo una olla bien grande.

La única dificultad que tiene esta receta es controlar los tiempos de cocción de cada ingrediente, ya que no todos se cuecen a la misma velocidad. Por eso vamos a emplear inicialmente dos ollas para luego pasar todo a la olla grande.

En una olla ponemos un poco de aceite y ponemos la mitad cebolla cortada en trozos a rehogarse. Cuando la veamos blanda, añadimos los tomates maduros troceados, la calabaza y las zanahorias en rodajas. Rehogamos todo bien y reservamos. Ya vemos que el tomate le empieza a dar un colorido rojizo la mar de chulo.

Cogemos la olla grande y echamos los garbanzos primero y a continuación la mezcla de las verduras que habíamos reservado. revolvemos todo y ponemos a fuego lento. A los 10 minutos añadiremos las alubias pintas que tardan, por norma general, algo menos en cocer que los garbanzos.

Mientras cogemos un mortero y en el echamos los 5 dientes de ajo y en una sartén, con un poco de aceite ponemos la otra mitad de la cebolla y las dos rebanadas de pan reseso. Cuando ya estén blandas se ponen en el mortero con los ajos y se añade una cucharada amplia de pimentón. Machacamos todo y se lo echamos a la olla que tenemos al fuego. Ponemos a continuación el chorizo, la panceta y la morcilla y las especias: pimienta negra, laurel y comino. Tapamos y a cocer.

En la olla primera ponemos a cocer las patatas cocidas en trozos pequeños. Cuando estén las añadimos a la olla grande y coceremos todo. Solo nos queda sacar el chorizo, la morcilla y la panceta y cortarlos en trozos para añadirlos y que nos queden rico, rico.

potaje de alubias pintas y garbanzos

loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.